Ago 312011
 

Alvaro Enterría, nacido en Madrid, España, en 1953, viajó a India por primera vez en el año 1981. Posteriormente hizo otros cuantos viajes hasta que en 1989 fue a Benarés (Varanasi) para una estancia de dos años de la que no retornó. En la ciudad sagrada se casó y fundó una familia. También fundó, junto con su socio indio Dilip Kumar Jaiswal, la empresa Índica Books.
“Tras dos décadas viviendo en el subcontinente asiático, Álvaro Enterría ha escrito una guía que logra lo que otras anuncian sin conseguirlo: escribir sobre el país como lo haría un nativo, no un aventurero bienintencionado”. El Pais, JESÚS AGUADO 25/08/2007
http://www.elpais.com/articulo/ensayo/India/leyendas/elpepuculbab/20070825elpbabens_4/Tes
Durante las vacaciones Marta lo ha leido y me ha subrayado algunas de las reflexiones que más le han gustado.

 

“La India no ha sido nunca un país fácil de comprender. Quizá sea demasiado profunda, contradictoria y diversa, y poca gente en el mundo contemporáneo tiene el tiempo o la predisposición para ver más allá de lo obvio”. Indira Gandhi.

 
Mientras que el occidente moderno es individualista y basa su pensamiento en la existencia de individuos autónomos e independientes como la base de la sociedad, la India tradicional es comunitaria, la comunidad es la base de la sociedad, siendo los individuos miembros de estas comunidades, familia, casta, comunidad local o etnia.
El individuo aislado que tiende a ser cada más el prototipo de la sociedad occidental, es visto en India como un pieza separada del todo, solo el monje carece de la familia y casta por haber renunciado a ella como a todas sus relaciones y propiedades.
Renuncia a una persona por el bien de la familia, renuncia a una familia por el bien del pueblo, renuncia a un pueblo por el bien del país, renuncia a un país por el bien de mundo…

Desde la revolución francesa occidentes es igualitarista, Todos los hombres son iguales. Axioma indiscutible. La India sin embargo asume el punto opuesto: Todos los hombres son distintos, todos tiene distintas capacidades y habilidades. Ambos puntos de vista pueden generar justicia e injustica. Tan injusto es discriminar a los hombres en base a consideraciones segundarias como exigir de personas con capacidades o cualidades diferentes el mismo comportamineto.
El occidente moderno hace hincapié en los derechos de las personas, la India tradicional lo hace en sus deberes. Según la situación de cada persona en la vida, así tiene diferentes deberes con respecto a otros miembros de su familia o comunidad. Las personas también tiene derechos pero van ligados al cumplimiento de sus deberes.

En occidente siempre se considera que la verdad es una. (Si A es cierto B no lo es). En la India distintas visiones son posibles e igual de lícitas y todos pueden contener una parte de verdad. Esta ha sido la causas de la gran toleramcia que ha habido siempre en ls India con las ideas.
Desde el punto de vista occidental es lamentable que creamos en cosas que no existen como hadas, fantasmas, fenómenos paranormales, dioses… Debemos reducir al mínimo nuestro mobilaria mental. En la visión oriental se da la actitud opuesta. Creer en algunas estidades de más no es tan terrible, no hace ningún daño. Sin embargo, sería una lastima perderse esas cosas si existiesen.

El matrimonio no es tanto una relación entre individuos como entre familias, por eso la responsabilidad de elegir marido o mujer no cae sobre los contrayentes sino sobre sus familias. El matrimonio se considera en la India como una obligación religiosa. La mujer se realiza como madre. Son muchos los occidentales a los que les parece terrible esta forma de matrimonio. A los indios les parece terrible la inestabilidad familiar y la promiscuidad. En India se considera que el matrimonio originado en el sentimiento, en la pasión, tiene muy poca base, pues la pasión es pasajera y no es fundamento suficiente para el matrimonio. Los matrimonios de amor tiene mal nombre, se suponen más frágiles y pasajeros.
El énfasis que se hace en la pareja en occidente, es un concepto que India casi no existe. En India la relación entre marido y mujer es una mas y ni siquiera es la más importante. Es más fuerte el vínculo entre madre – hijo, suegra – nuera, entre hermanos… En occidente primero viene el amor y luego la boda. En India primero viene la boda y luego el amor.

En occidente los sexos son iguales. En India se considera que sus naturalezas son diferentes, lo ideal es complementar las funciones.
Los roles sexuales en la India no coinciden con los de occidente. La masculinidad no se asocia al poder o la agresividad. Por los general los hombres indios suelen ser más suaves, menos agresivos, más humildes. También hay mujeres con gran decisión y autoridad.
El indio acepta la muerte como algo normal e invencible. El occidental lucha para atrasarla.
Los indios son maestros en adaptarse a las circunstancias, se acomodan muy bien a cualquier situación, por eso pueden vivir contentos en situaciones que se les haría imposible a la mayoría de los occidentales.
El occidental se rebela ante el mundo y quiere cambiarlo a toda costa. El indio acepta al mundo tal y como es y se adapta a él.

Deja un comentario

Translate »